El canto de las yubartas

Las yubartas, llamadas también ballenas jorobadas, son conocidas por sus largos y complejos cantos (escucha .wav aquí), considerados por los biólogos como unos de los más complejos del reino animal.

(Si os ha gustado el canto anterior, aquí tenéis otros ejemplos: 1, 2. (Fuente: Scuba Delivery))

Las ballenas realizan sus cantos durante el período de celo, con el objeto de localizarse, atraerse entre sí a los puntos de reunión y seleccionar parejas. Durante días emiten largos patrones de notas graves con otras mucho más agudas, chasquidos y gorjeos que varían de amplitud y frecuencia, repitiendo secuencias coherentes y encajadas. Aunque sospechado desde hace tiempo, los investigadores han comprobado mediante un análisis matemático que las ballenas tienen su propia sintaxis, que usa unidades de sonido para construir frases cantadas que combinan para formar sus canciones. Un canto completo puede llegar a durar hasta treinta minutos. La ballena repite su mensaje sonoro una y otra vez, que gracias a sus frecuencias dominantes, entre 15 y 20 hercios, recorre grandes distancias en los océanos.

El canto de cada ballena es personal y evoluciona lentamente a lo largo de los años y nunca vuelve sobre una secuencia de notas ya cantada, incluso años después. Además, de cuando en cuando incorpora secuencias tonales oídas a otras ballenas en sus desplazamientos oceánicos. Por eso, las ballenas o grupos de ballenas que viven en una misma zona suelen tener cantos muy similares entre sí, con pequeñas variaciones personales, pero muy distintos de los de grupos de ballenas lejanas.

Que ¿por qué hablo hoy aquí del canto de las yubartas? Quizá porque ya es verano y echo de menos zambullirme en el mar y escuchar sus murmullos en sus fondos de roca y arena. Y el canto de las ballenas jorobadas es como un mantra primordial y envolvente que parece salir de las entrañas del océano, arrullando a todos los seres que pueblan sus aguas, incluidos nosotros.

En cualquier caso, disfrutad del verano y, si tenéis ocasión, tratad de impregnaros con el sonido profundo de la naturaleza: su rumor a la orilla de un río, su siseo desde lo alto de un acantilado, sus bufidos junto a un geyser, o sus crujidos en medio de un glaciar.

Escuchad y sentidla. Ya me diréis…

Alfonso Pardo

Anuncios

6 comentarios en “El canto de las yubartas

  1. Las yubartas me recuerdan a las belugas que, creo recordar, se encuentran en el Ártico junto con los glaciares. Además, también cantan y se comunican así con sus otros ‘compañeros’ (en algún post dejé un vídeo con belugas bailando bajo el agua y jugando con burbujas).

    Quizá se parezcan más a los delfines, ahora me surje la duda. Pero en todo caso, entre tanta ciudad, coches, trabajo y demás, se echa de menos el agua, la arena y el sol; completamente de acuerdo contigo.

    Que disfrutes del verano!

    Un saludo,
    Adri.

  2. Adriana,

    Tu comentario me sirve para añadir un par de cosas sobre los cetaceos (ya sabes, de esas que vienen bien para jugar una partida de Trivial).

    Estos mamíferos marinos se dividen en dos grandes grupos -subordenes en taxonomia biológica-: los misticetos, que son las ballenas con barbas -es decir, filtradoras, las verdaderas ballenas- como la yubarta, los rorcuales o las ballenas grises; y los odontocetos, que son los cetáceos con dientes – es decir, depredadores- como los delfines, las belugas, las orcas o los cachalotes. En lenguaje común se emplea el termino ballena unicamente como referencia al tamaño del cetaceo, así se denomina a la orca “ballena asesina” o a la beluga “ballena blanca”, cuando biológicamente no lo son.

    Todos los cetaceos emplean los sonidos como un eficaz sistema de comunicación entre ellas y como un sonar para ecolocalizarse en el mar -encontrar su camino, su alimento o a sus compañeras-.

    Por eso las maniobras militares marinas -y no digamos las batallas navales- son tan perjudiciales para los cetaceos y terminan en ocasiones con embarrancamientos masivos de delfines y ballenas en las costas. El mar se llena de sonidos del sonar de barcos y submarinos que desorienta y vuelven literalmente locos a los cetaceos. Una maniobra militar en el mar es el equivalente a un botellón permanente junto a tu casa que no te permite ni hablar ni dormir.

    Disfruta del verano, de sus sonidos y de sus silencios.

    Salu2,

    alfonso

  3. Hola…pasaba de casualidad. Te felicito por tu blog. No se si te acuerdas de mi, desde santiago te deseo lo mejor. saludos

  4. Hola José

    Muchas gracias por tu saludo. Creo que es la primera vez que alguien me saluda desde mi tierra. Ahora estoy en Santiago ahora así que por ahí nos encontramos… Santiago es lo que tiene.

    Un abrazo

  5. sabes que hermozo es la naturaleza me facina el oceano y sus maravillas el canto de las ballenas el sonido del mar y el canto de los bosque todo es vida felicidades lo que usted hace es hermozo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s